martes, 19 de mayo de 2020

Un lugar llamado Antaño

Esta es la segunda novela que leo de Olga Tokarczuk y es muy diferente a Sobre los huesos de los muertos y al mismo tiempo tienen coincidencias: las dos se desarrollan en un pequeño pueblo rural, donde los habitantes están relacionados de una u otra manera; la naturaleza es un personaje más: influye no solamente en el clima sino en las acciones de los habitantes; las vidas de los personajes en apariencia son sencillas pero esconden algunos secretos, como las de todo el mundo.

La novela está estructurada en capítulos que son como estampas de cada personaje: se describe una situación y luego se deja en suspenso su resolución para seguir con otro personaje y más tarde regresar para enterarnos del desenlace, ya sea con el mismo personaje del inicio o con algún otro que también esté relacionado con el hecho.

Al tratarse de una novela de esta forma, no se puede considerar que haya un solo protagonista sino que el pueblo en sí es el hilo que los va uniendo a todos: no solamente es el lugar donde viven sino que a través de él se van entendiendo mejor a sí mismos.

Me gustaron mucho varios personajes y su desarrollo a lo largo de los años que se narran, sobre todo algunas de las mujeres empiezan a tomar decisiones por ellas mismas y eso no solamente las libera a ellas sino que les permite ser más felices con sus familias.

Muchos pasajes de la trama son difíciles de leer, los que se relacionan con la guerra y la violencia hacia las mujeres pero son necesarios como un testimonio de hechos que realmente han sucedido.

Considero esta lectura para el reto Voces femeninas de Babelio en la consigna: un objetivo escogido por mí: una ganadora del Premio Nobel.

Si quieren leer este libro en Bookmate, pueden usar el código #QuedateLeyendo para obtener un mes premium gratis en este enlace.


No hay comentarios:

Publicar un comentario