viernes, 27 de diciembre de 2013

Gretchen, mi chica

Más de veinte años esperando encontrar la conclusión de la historia no sólo de Gretchen, sino de su famillia y los conflictos que surgieron a partir de que la madre quiso volver a estudiar y nada, que es decepcionante el giro que toma la historia: se enfoca en el triángulo amoroso Hinzel-Gretchen-Florian y todavía tiene el descaro de incluir a Konni (el vecino).


Probablemente el problema es que estuve esperando mucho tiempo para leer el final de la historia y aunque no me había hecho una idea de cómo quería que terminara, no esperaba que quedaran tantos cabos sueltos con la familia, sobretodo con la mamá.

El tema del SIDA, además, me pareció que lo metió en la historia con calzador, no sé si como una especie de advertencia-moraleja o qué pero no me gustó.

En general me dio gusto volver a leer a los personajes y divertirme otra vez con ellos, aunque el final fuera casi predecible después de leer un par de capítulos.

2 comentarios: